El Camino de Santiago solo

El Camino de Santiago solo

Existen muchas formas de realizar el Camino: en grupo organizado, con [email protected], en pareja, en familia, solo… Muchos os preguntáis a menudo: ¿Es una buena idea hacer el Camino solo? La verdad es que en realidad… ¡solamente hay que atreverse!

Algo que debes tener en cuenta es que en el Camino, todos necesitamos momentos de soledad y de compañía. Estamos seguros de que lograrás encontrar ese equilibrio tanto si realizas el Camino solo como en grupo. Y es que aunque tomes la iniciativa de empezar el Camino solo, una de las cosas de la magia del Camino es que siempre encontrarás alguien con quién caminar.

En las siguientes líneas te contamos las ventajas de caminar solo. Si de verdad quieres hacerlo pero te da miedo, o si simplemente no encuentras compinche, atréteve a tomar el control y dar el primer paso. ¡Te aseguramos que no te arrepentirás!

 

El peregrino “en singular”

 

Emprender la aventura del Camino de Santiago solo, es sin duda una muy buena decisión. Es una experiencia que hará que salgas [email protected] personalmente, tanto si eres una persona extrovertida como si no. Tomar decisiones como esta por ti mismo, es un ejercicio terapéutico que contribuye a ayudarte a tomar el control de tu vida. En otras palabras: verdaderamente es un auténtico chute de autoestima.

A parte del hecho de tomar decisiones por ti mismo, está todo el trabajo de superación física y mental que experimentarás en el Camino. A nivel mental y emocional, caminar solo supone un ejercicio de reflexión y autodescubrimiento muy positivo.

Te aseguramos que después de esto, ¡vas a querer comerte el mundo!

 

Ventajas de hacer el camino solo

 

Como mencionábamos en las líneas anteriores, lo más positivo de todo es la experiencia personal que extraerás. A nivel físico y mental te sentirás genial cuando termines. ¡Seguramente ni quieras que acabe!

Cuando caminas [email protected], tú y solamente tú, marcas el ritmo. Serás el dueño absoluto de la caminata y harás lo que te apetezca. Podrás pararte a descansar cuando quieras o apretar el paso si te apetece. Además de detenerte en todo lo que te resulte curioso o interesante.

Otras dos ventajas contrapuestas son: la soledad y la socialización. Cuando caminas [email protected], está claro que una ventaja buenísima es la posibilidad de poder reflexionar en soledad. Te encuentras a solas con tus pensamientos todo el tiempo que quieres. En el lado opuesto, socializar es maravilloso. El hecho de ir [email protected] hará que te relaciones muchísimo más con las personas con las que te cruces. Esto es algo muy positivo, ya que cuando nos encontramos en una situación de confort con [email protected], el grado de sociabilidad con desconocidos tiende a ser mucho menor.

Atardecer del camino solo

 

Consejos para hacer el camino solo

 

Las personas que se preguntan si hacer el Camino solas, suelen plantearse una serie de interrogantes como: ¿y si me pierdo?, ¿y si me desoriento y no se por donde ir?, ¿y si no conozco a nadie y me aburro?, o ¿y si me pasa algo y no tengo a quién recurrir?

La realidad es que es muy difícil perderse en el Camino, ya que encontrarás a más personas caminando y todas las rutas están muy bien señalizadas. En lo referente a conocer gente, como comentamos en líneas anteriores, ¡es algo que ocurre siempre! Así que no te preocupes, te aseguramos que lo disfrutarás un montón.

A continuación te damos algunos consejos a tener en cuenta para hacer el Camino solo:

Elige una ruta con buen tránsito

Esto te asegurará que a lo largo de las etapas siempre te encuentres con muchas personas. Lo cual te permitirá socializar y te servirá de ayuda en caso necesario.

Revisa las etapas día a día

Si te preocupa perderte o desorientarte, una buena solución que te dará seguridad es preparar las etapas diariamente. Al revisar la ruta en el mapa y en el móvil te sentirás más seguro caminando después, ya que conocerás mejor por donde tienes que ir.

Las etapas del Camino solo

Camina en horarios del peregrino

Iniciar tu recorrido por la mañana pronto, te permitará llegar antes al final y tener unas horas para descansar. Además caminarás en las horas en las que los peregrinos suelen hacerlo, por lo que encontrarás mucha más gente.

Batería del móvil cargada y power bank

Como buen peregrino previsor, lleva siempre la batería del móvil a tope y una power bank contigo. Así te aseguras tener a disposición el móvil siempre, en caso de necesidad.

Ante la duda, “quién tiene boca llega a Roma”

Si tienes dudas sobre algo, pregunta siempre. El Camino está plagado de gente maravillosa que estará encantada de ayudarte con todo lo que necesites.

Y así, pasito a paso, habrás ido llenando tu mochila de bonitas experiencias. De todas esas experiencias que tú y únicamente tú habrás escogido vivir. Esperamos haberte animado a realizar el Camino solo y haber sido de ayuda con nuestros consejos. ¡ah!, ¡Si tienes un amigo peludo, también podéis hacer el Camino juntos! Aquí te contamos todo lo que necesitas saber.

¡Anímate a dar el primer paso! ¡Buen Camino!

 

 

Descarga guía práctica Camino de Santiago