La ruta de los pueblos negros se encuentra en la provincia de Guadalajara. Es una zona rural rodeada de unos tranquilizantes espacios naturales por los que apetece perderse durante un fin de semana. En este artículo te mostramos sus principales encantos y distintas rutas para que la recorras.

Sobre la ruta de los pueblos negros

Los pueblos negros de Guadalajara se encuentran cobijados por la sierra norte de la provincia, justo a los pies del Pico Ocejón. A esta ruta se le llama la de los pueblos negros porque en toda la zona que abarca es muy habitual encontrarse con casas hechas de materiales como la pizarra, que les otorga su color oscuro tan característico. Los pueblos con este tipo de casa son conocidos también como Pueblos de la Arquitectura Negra.

Hay varias maneras para llegar hasta este lugar, que se encuentra bastante cerca de Madrid. Una de ellas, la más común, es hacerlo desde Guadalajara capital o algún pueblo cercano utilizando la carretera A2. Otra alternativa es llegar desde la Sierra del Rincón en Madrid o desde Segovia donde entraremos por Riaza o Ayllón. Estos datos te servirán de gran ayuda si tanto si piensas hacer la ruta de los pueblos negros en coche o como en moto.

Distintas posibilidades para hacer la ruta de los pueblos negros

Ruta 1: Tamajón – Valverde de los Arroyos –  Umbralejo – Robledelacasa – Campillo de Ranas – Robleluengo – Majaelrayo

De todas que vamos a mostrarte, esta es la ruta por los pueblos negros más completa de todas, y la destacamos sobre las demás. Es perfecta para quienes disfruten de un fin de semana completo o largo.

Tamajón

El pueblo de Tamajón es considerado como la puerta de acceso a los pueblos negros. Muy poco antes de llegar a él nos encontramos con el monasterio de Bonaval, o con sus restos. Un punto muy interesante a ver. Una vez dentro del pueblo, te recomendamos ver la Iglesia de la Asunción.

Valverde de Arroyos

Este es, de todos los pueblos negros, el que tiene mayor afluencia de turismo. Especialmente porque dispone de una amplia gama de alojamientos, restaurantes y tiendas que resultan muy atractivas para el visitante. Aquí, además, nos encontramos un museo etnográfico.

Umbralejo

Umbralejo se encuentra a unos 8 kilómetros de Valverde de los Arroyos. Destaca la nostalgia que desprenden sus calles, que vieron partir en la década de los setenta a sus habitantes hacia las grandes ciudades quedando vacíos. Este estado de abandono, junto a la naturaleza que rodea a este pueblo hacen que sea un lugar perfecto para pasear y desconectar.

Roblelacasa

Es un ejemplo perfecto de la arquitectura de los pueblos negros. Robledelacasa es una pequeña aldea, perteneciente al municipio de Campillo de Ranas, que tiene un gran encanto. Las viviendas suelen ser de una sola planta, estar compuestas por muros muy anchos, estancias pequeñas y por portones de madera que ayudaban a los habitantes a soportar los duros inviernos. Si te apetece hacer senderismo, de aquí sale una ruta hacia las cascadas del Aljibe que se encuentran a unos tres kilómetros de distancia y que ofrece unas vistas muy bonitas que merece la pena inmortalizar.

Campillo de Ranas

Campillo de Ranas se encuentra a solo 3 kilómetros desde el punto anterior. Y es que si algo caracteriza la ruta de los pueblos negros es que éstos se sitúan unos muy cerca de otros. Razón por la que es posible realizar este viaje en un fin de semana y con bastante tranquilidad.

De este pequeño pueblo destaca el reloj solar, localizado en los restos de la antigua casa del cura que se encuentra al lado la iglesia. También es interesante aprovechar para ver a la Iglesia de Santa María Magdalena, el mirador de las ranas y un roble hueco del que se desconoce su edad y que es todo un símbolo del pueblo.

Todos los viajes para hacer el Camino de Santiago con tu perro
Ver

Robleluengo

En Robleluengo te aconsejamos que te tomes un tiempo para pasear sus calles estrechas, es de las mejores cosas que ofrece. Es un pueblo muy bonito del que destaca el contraste de la piedra negra con la vegetación que se abre paso gracias al clima de la zona y a la humedad. La ermita de San Pedro es también un lugar interesante para visitar en esta parada.

Majaelrayo

De este pueblo destacan sus paisajes de gran belleza. Si te gusta la naturaleza y hacer senderismo, desde este precioso lugar parten distintas rutas que pueden llevarte al Pico Ocejón o a la cascada de la Matilla.

Alternativas para hacer la ruta de los pueblos negros

Ruta Cogolludo – Tamajón – Almiruete – Palancares – Valverde de los Arroyos – Hayedo de Tejera Negra

Esta ruta comienza, en lugar de en Tamajón, como la anterior, en Cogolludo, donde merece la pena pararse a visitar el Palacio de los Duques de Medinaceli. Almirete y Palancares son dos pueblos de gran belleza que resulta interesante visitar al pasar por la zona. En Almiruete destacan las vistas que ofrece al Pico Ocejón, que se erige orgulloso a más de 2.000 metros de altura. Palancares es un pueblo caracterizado por su pequeño tamaño. En el año 2017 en él vivían apenas 8 personas.

Ruta Tamajón – Retiendas – Campillo de Ranas – Robleluengo – Majaelrayo

La tercera ruta por los pueblos negros que te proponemos comienza en Tamajón y se desvía hacia Retiendas, donde se encuentra el Monasterio de Bonabal. Luego sigue por el Campillejo, El Espinar y Roblelacasa, pequeños núcleos de población que pertenecen al municipio de Campillo de Ranas. En Robleluengo no podemos perdernos uno de los conjuntos de edificios de pizarra considerados más bonitos.

Nuestro viaje por los pueblos negros finaliza en Majaelrayo donde podremos disfrutar de excelentes paseos por la naturaleza. Desde aquí, a través de un sendero de unos 13 kilómetros aproximadamente podemos llegar al Pico de Ocejón.

La ruta de los pueblos negros atraviesa una zona de arquitectura enigmática y abundante naturaleza que invita a abrir la mente y respirar profundo. Si quieres disfrutar al máximo de tu viaje, no te olvides tu cámara, mantén una actitud curiosa y aprecia los detalles. La gastronomía de la zona es muy apreciada por los turistas por lo que prepárate para probar deliciosos manjares, que saben mejor en una tierra como Guadalajara.

Solicita tu presupuesto para el Camino de Santiago
Contactar