Calle de Chantada

Información sobre Chantada

Chantada se sitúa en el corazón de Galicia, entre el hermoso Cañón del Miño y el Monte Faro. Su hermoso casco antiguo proporciona encantadoras tardes de paseo entre calles repletas de tradición y un interesante patrimonio histórico. A su alrededor crece la naturaleza como nunca y proporciona vistas de riqueza paisajística incomparable. Chantada es zona de buen vino por su ubicación y cultura, de buen comer y de aire limpio traído de los bosques aledaños. Un pueblo con encanto de gran carácter y mil virtudes.

Qué ver y hacer en Chantada

El casco antiguo

Un paseo por el casco antiguo de Chantada es lo primero que cualquier visitante debe experimentar. Esta zona conserva los soportales tradicionales, imprescindibles de ver al paso por la rúa del Comercio. El río Asma, un afluente del Miño, cruza la villa con encanto y da lugar a un paseo fluvial con un antiguo molino tradicional y diferentes zonas de gran belleza con todos los servicios, incluido un parque con merendero. En la Plaza del Mercado se puede ver la Casona de Lemos que fue antiguamente el mercado del pueblo. La calle principal Dous de Maio es una estampa del pasado señorial de Chantada, un tránsito que envuelve con su encanto a todo caminante.

La ruta del Románico

Parte del encanto de Chantada reside en las numerosas muestras de la arquitectura románica por lo que es una excelente ideal realizar esta ruta y contemplarlas en un trayecto. Inicia en el barrio de A Ponte desde el que se puede observar el Monasterio de San Salvador de Asma perteneciente al siglo IX. Otros ejemplos para admirar son Santa María de Pesqueiras o Santa María de Nogueira, está última del siglo XII.

El Puente Mourulle

El Puente Mourulle fue