Muchos creen que al hacer el Camino de Santiago sin equipaje se está restando esencia al viaje, que no somos “auténticos peregrinos”. Aunque todas las opiniones son respetables, no se puede negar que evitar cargar con el peso de la mochila permite que muchas más personas puedan disfrutar de la experiencia.

 

A día de hoy puedes contratar el transporte de equipaje en todas las rutas del Camino de Santiago. Esto te permitirá caminar de forma cómoda y con total tranquilidad, sabiendo que tu mochila o maleta te estará esperando en tu siguiente alojamiento cuando llegues.

 

El servicio de transporte de equipaje está incluido gratuitamente en todos nuestros viajes.